lunes, 1 de marzo de 2021

LA FUERZA DEL AMOR.

En la arena dibujo,
su nombre con su huella aún prendida,
que un día me sedujo,
a su cuerpo ceñida,
y noble labró el surco de la vida.

Cuando llama el amor,
el alma sueña y muy feliz camina:
y muestra su fulgor,
con su llama divina,
y entrega su ternura genuina.

  

Hoy te recuerdo
presiento que me miran,
tus ojos negros.

Llegó el olvido
y murieron las ramas
del viejo olivo.

La fuerza del amor,
se vive sin reloj ni calendario:
cuando brilla el candor
amamos sin horario,
y libre Eros decide cual santuario.

Cuando vibra el amor,
con fuerza brilla todo el universo:
conserva su calor,
y la vida es un verso,
despliega su vigor potente y terso.

La fuerza del amor,
nos eleva con vuelos mariposas:
amante trovador,
de noches deliciosas,
nos muestra lo más bello de las cosas. 


El amor es un lucero sideral que mezcla azúcar y canela y pone de color miel la pared del alma fiel y genuina. 

Amor es naturaleza, es pasión que mima el corazón y también nuestros pasos, es esa luz armoniosa en los días oscuros de incertidumbres y melancolías: esos momentos que parece que todo se hunde... Y llega Eros que todo lo cura, nos pone música en el corazón y plenitud en el alma, benditos dioses del amor.

Marina Filgueira García. 1-3-2021. 

Un puñado de besos para los amantes de las cosas sencillas.